Misión, visión y valores

obispo

D. Ciriaco Benavente Mateos, Obispo de Albacete

“El Colegio Diocesano de Albacete, nació con vocación de servicio. Es un colegio, como marca su ideario, de identidad católica. Con un respeto ejemplar por quien no comparte nuestra fe; ofrece, a todo el que quiera seguirlo, el modelo de Jesús de Nazaret y los valores que profesa la Iglesia Católica. Y lo ofrece no por razones de proselitismo o porque sin entender el cristianismo sea imposible entender los logros más nobles de la cultura occidental, sino por el convencimiento de que en medio de una cultura relativista del “todo vale”, en Jesús resplandece el “esplendor de la verdad”, que alumbra el sentido más pleno a la existencia humana, a la vez que alienta el florecimiento de las mejores semillas de esperanza que el niño y el adolescente llevan sembrado en su alma.

El Colegio Diocesano no quiere limitarse a cumplir. Quiere hacer un trabajo bien hecho, profesional, serio. No quiere sólo trasmitir conocimiento, sino hacer personas: “Saber más para ser más”. Ello exige rigor, esfuerzo, renuncias, porque nada que valga la pena se logra sin esfuerzo y sacrifico. La alegría de los frutos recompensa, a la larga y a la corta, el sacrificio.”

MISIÓN (Nuestra razón de ser colegio de la Diócesis de Albacete)

• El objetivo preferente de nuestra misión es la evangelización por la educación a los más desatendidos de la sociedad de Albacete.

• Hacemos de los niños y jóvenes más necesitados los destinatarios preferidos de nuestra misión.

• Nuestro centro, participando de la misión evangelizadora de la Iglesia de Albacete, tienen como fin promover la educación integral de los niños y los jóvenes, armonizando fe-cultura-vida y atendiendo al desarrollo de la persona en todas sus dimensiones.

• A través de la educación buscamos la transformación de la sociedad fomentando en nuestros alumnos el sentido crítico, la responsabilidad, el respeto, la libertad, la participación y la implicación en la consecución de una sociedad más justa y solidaria.

• El colegio tiene que ser un modelo de convivencia y respeto entre diferentes culturas, religiones, clases sociales, etc. Siendo un ejemplo de la fraternidad universal.

VISIÓN (Lo que queremos ser y queremos conseguir como centro dedicado a la educación de los niños y los jóvenes)

• Conseguir que nuestro centro sea en su entorno una referencia por su papel integrador.

• Conseguir que nuestro centro disponga de un proyecto educativo que asegure la educación integral de los niños y jóvenes a los que atienden y los prepare para ser agentes de transformación de la sociedad.

• Conseguir que se atienda preferentemente a los niños y jóvenes con mayores necesidades y avanzar en el desarrollo de proyectos educativos destinados a niños y jóvenes en situación de vulnerabilidad.

• Conseguir que nuestro centro se distinga en nuestro entorno por la calidad de su gestión y por el desarrollo de proyectos de innovación que respondan a la realidad cambiante de la sociedad.

• Conseguir desarrollar las actividades complementarias y extracurriculares que fomenten el desarrollo integral de nuestros alumnos.

• Asegurar en nuestro centro la identidad Católica, formando y acompañando a los diferentes agentes en el conocimiento y asimilación de los valores del humanismo cristiano que promueve la Diócesis de Albacete.

• Conseguir potenciar la dimensión evangelizadora y su capacidad de acompañar a los niños y jóvenes en el proceso de descubrimiento y crecimiento en la fe.

VALORES (Aquello en lo que creemos. Los ideales y principios compartidos que guían nuestras reflexiones y las actuaciones como centro)

• Creemos en el Evangelio como fuente de inspiración de nuestro estilo educativo y núcleo integrador de los valores que queremos transmitir. Creemos también en su fuerza transformadora.

• Creemos en la comunidad educativa como ámbito en el que se desarrolla la participación de todos, el trabajo en equipo, la corresponsabilidad de las familias en la tarea educativa, la atención a los más necesitados, el compromiso por la transformación de la sociedad y la celebración y expresión de la fe.

• Nos identificamos con valores emergentes en nuestra sociedad y que están presentes en nuestro Proyecto educativo de Centro, como la comunicación, la solidaridad, la interculturalidad, la ecología y el sentido trascendente de la vida.

• Creemos en un modelo de gestión de centro que favorece la participación, la corresponsabilidad, el desarrollo de las personas y la capacidad de innovación.

• Creemos que nuestros alumnos se merecen los mejore recursos educativos, por ello potenciamos el uso de las nuevas tecnología al servicio de la comunicación y la educación.

© 2016 Colegio Diocesano - Todos los derechos reservados